Sin Domicilio Fijo

 

Hola!

Les gustaría saber qué se obtiene al combinar el diseño, la gastronomía y la arquitectura colonial?

"Que no panda el cunico”, acá se los contamos!

Hace unos días atrás, tuvimos la oportunidad de visitar Sin Domicilio Fijo, un sitio en donde la gastronomía, el diseño y la arquitectura colonial se unen en lo que a nuestro parecer es una combinación ganadora.

Como ya saben que somos bien curiosos y que nos gusta siempre saber más de los lugares que visitamos, nos pusimos en contacto con ellos y fijamos una fecha para visitarlos y conocer más sobre tan particular lugar.

Sin Domicilio Fijo, según nos cuenta Diana Casco, nació en Mayo del 2015 luego de que la señora Paloma Florez-Estrada quien es Diseñadora de Interiores tuviera la idea de darle al público un sitio en donde se pudieran encontrar opciones de productos de diseñadores tanto nacionales como internacionales.

Para eso con mucho estilo y gran acierto inician su negocio en una casa colonial de más de 150 años ubicada en Escazú, la cual incluso es considerada Patrimonio Nacional, por lo que se mantiene prácticamente intacta y que ya por si sola cuenta una gran historia en silencio.

De dónde viene el nombre Sin Domicilio Fijo?, se preguntarán ustedes, no solo ustedes, nosotros también!

Diana nos cuenta que el nombre nace de la idea de querer darle “domicilio” a todas esas obras de arte y de diseño que hasta un tiempo atrás no lo tenían.

Luego de un tiempo fungiendo como ese “domicilio” para que muchos diseñadores mostraran sus creaciones y que el público las pudiera adquirir, nace la idea de crear un Café Gourmet en donde las personas pudieran degustar platillos de alta calidad gastronómica, todo dentro de la misma casa colonial que tanto enamora.

Al entrar a Sin Domicilio Fijo serán recibidos por obras de diseño que los dejaran con la boca abierta. Podrán ver desde adornos pequeñitos como para una mesita, hasta almohadones, hamacas, piezas en madera y metal, lámparas, pinturas, muebles y mucho más, todo esto distribuido elegantemente dentro de las muchas habitaciones de la casa.

En el fondo, en donde 150 años atrás estuviera el patio de la casa, es donde se ubica el pequeño, pero muy acogedor y elegante Café Gourmet, lugar donde nos detendremos por un momento para poderles contar con más detalle sobre las delicias que podrán encontrar.

En este Café se especializan en comida de alta gastronomía y lo combinan de manera muy acertada con el diseño, como bien se puede observar en la vajilla que utilizan, en sus mesas y en los pequeños detalles como la decoración del lugar.

Súper antojados y con altas expectativas de su comida, decidimos iniciar nuestro viaje gourmet con un Ceviche de Pejibaye como entrada para pasar a un Panini Capresse y unos Ravioles de Remolacha con Queso Azul como platos fuertes, todo esto acompañado por deliciosas bebidas 100% naturales hechas en el momento.

Acá les contamos más detalles de cada plato:

El Ceviche de Pejibaye es sin duda increíble, ellos lo preparan con una base liquida de leche de coco y limón en donde ponen a nadar deliciosos trocitos de pejibaye en su punto, junto con hojas de menta, culantro, deliciosas julianas de cebolla morada maceradas en jugo de limón y para decorar, flores comestibles y chips de camote deshidratado.

Con el primer bocado quedamos completamente sin habla y solo pudimos vernos a los ojos y sonreír porque en ese momento supimos que estábamos a punto de tener una gran experiencia gastronómica.

Antojados, verdad? Y eso que estamos solo empezando!

Continuamos nuestro viaje culinario con los platos fuertes…

El Panini Capresse es toda una delicia con solo verlo. Lleva dentro del delicioso pan tostadito, mozzarella de búfala fresca, tomate, albahaca y un pesto de arugula que amalgama los sabores de manera magistral.

Al lado del Panini viene una porción de ensalada verde con lechugas y albahaca, así como una porción de Chips de Camote deshidratado con un chorrito de aceite de coco por encima lo cual le da un toque dulce y delicioso.

Los Ravioles de Remolacha son hechos con masa a la cual agregan remolacha, lo que le da no solo sabor, sino también un color hermoso. En su interior llevan queso azul, manzana y nuez caramelizada, todo eso con una salsita de mantequilla, limón, tomillo y trocitos de queso azul.

Suena como toda una obra de arte, no? Créanme que lo es, no solo en su sabor, sino también en la presentación y atención al detalle de cada plato.

Sin Domicilio Fijo es sin duda alguna un sitio imperdible, allí podrán disfrutar del talento de más de 70 diseñadores que se refleja en cada uno de sus productos, así como de la arquitectura colonial que solo una casa antigua puede dar y para rematar podrán disfrutar de un momento gastronómico digno de aplauso ya sea para desayuno, almuerzo o el café de la tarde.

Agradecemos infinitamente a Diana, Walter y a todo el staff que tan amable y hospitalariamente nos recibieron y nos guiaron en este viaje que nos deja con una sonrisa de oreja a oreja y con ganas de volver.

Si les gustó el artículo y quieren conocer y experimentar por ustedes mismos, los animamos a visitarlos, en Sin Domicilio Fijo estarán más que contentos de recibirlos y mostrarles todo lo que tienen para ofrecer.

 

Como siempre, acá les dejamos más información que les puede ser de ayuda:

 

Sin Domicilio Fijo

Dirección: Diagonal a la esquina suroeste del Parque de Escazú Centro 

Horario:

Lunes a Viernes de 10:00am a 6:00pm

Sábados de 9:00am a 6:00pm

Teléfono: +506 2289-9461

Facebook: Click Aquí

Instagram: Click Aquí

 

Si les gustó el artículo, compártanlo y comenten acá abajo!